Dos escritores, 10 protagonistas y un mismo mensaje, “el deporte como gran escuela de valores”.

pres2

El pasado lunes 22 de febrero asistimos a la presentación en Madrid en la sede de la Fundación Marañón, del libro “Prohibido Gritar” (editorial Turpial). Juán José Mateo y Marina Cabrini, autores del libro, hacen una defensa de los valores deportivos frente a la utilización del deporte como actividad meramente competitiva.

“Prohibido gritar” reúne en sus páginas las experiencias de diez deportistas de élite: Vicente del Bosque, Toni Nadal, Theresa Zabell, Edurne Pasaban, Enhamed Enhamed, Nina Zhivanevskaya, Carlos Sainz, Joan Lino Martínez, Almudena Cid y Pepu Hernández. Todos ellos comparten en “Prohibido Gritar”  una defensa del espíritu deportivo y el juego limpio con el fin de educar a los niños en la buena práctica deportiva y, por extensión, en la vida misma. Defienden el valor del deporte como una herramienta para formar adultos de éxito, solidarios, disciplinados y capacitados para trabajar en equipo.

“Lo más complicado para un entrenador o un educador es gestionar el ego individual. Hay que saber enseñar el juego colectivo y gestionar ese ego para no desvirtuar lo que es el equipo” Juanma Iturriaga.

El deporte es una fuente constante de aprendizaje. La disciplina, la constancia, la generosidad, el respeto por las normas, la empatía con los compañeros, el compromiso… son virtudes que se van adhiriendo al ADN del deportista en cada entrenamiento, en cada metro avanzado, en cada balón perdido o en cada abrazo después de un éxito. El deporte es un juego didáctico.

pg collage

En ese sentido, Del Bosque aportó su punto de vista:

 “Todas las empresas deben ser rentables sin que se pierda la ética del vestuario. A través del deporte, los profesionales estamos obligados a dar una buena imagen y a tener un comportamiento intachable”

Estas diez entrevistas recogidas en el libro son algo más que un recuento de éxitos pasados y presentes. Constituyen el mejor reflejo de cómo puede enriquecer el deporte la vida de cualquier niño.

Susana G.A.

Anuncios